JUEGO
DEL DÍA

Wall Kickers

¡Los saltos más altos!

VER

Wall Kickers es como un entrenamiento de parkour con muñequitos, un juego de saltos interminable en el que tienes que rebotar de pared a pared para llegar lo más alto posible.

El inicio del juego es fácil, claro, para que aprendas a saltar sin que te maten a la primera. Pero rápidamente las cosas se ponen difíciles y sin darte cuenta acabas enfrentándote a muros que se mueven, se derrumban, o se llenan de clavos. Y eso por no hablar de otros obstáculos en movimiento aún más mortales.

Los niveles son estilo arcade clásico, pero con algo diferente: cuando te matan (algo que pasa mucho) y vuelves a empezar no son exactamente iguales, ya que van cambiando aleatoriamente. Así es difícil que te aburras.

Wall Kickers es un juego que puedes controlar con una sola mano y que es perfecto para los viajes en metro o autobús.

Pulsa una vez para saltar, dos para cambiar de dirección, y mantén la presión si quieres dar un salto más largo. La verdad es que es muy fácil jugar con una sola mano, y lo importante del juego es saltar en el momento exacto.

Para ganar, tienes que aprender a decidir cuándo tienes que moverte con rapidez y cuándo te toca esperar. Por suerte, hay paredes junto a las que puedes pararte un momento (aunque puede que no tanto como te gustaría) para planificar tu siguiente movimiento.

Wall Kickers es el típico juego sencillo que, sin muchas complicaciones ni decenas de funciones, resulta tremendamente divertido. Hay veces en las que lo mejor es quedarse con una mecánica y llevarla a la perfección.

    Wall Kickers

    ¡Los saltos más altos!

    VER